YouTube es mucho más que una fuente de entretenimiento. Más allá de vídeos virales, videoclips, y gameplays, YouTube tambien es una fuente importante de conocimiento. Por eso a diario, millones de personas en todo el mundo acuden a la plataforma de vídeo de Google para ampliar sus conocimientos y adquirir nuevas habilidades personales o profesionales.

Para que te hagas una idea, cada día se ven en en YouTube más de 500 millones de vídeos relacionados con el aprendizaje. En España, el 75 % de los usuarios reconocen que recurren a YouTube cuando necesitaban buscar algo y el 84% de los usuarios acuden a la plataforma para encontrar consejos útiles para hacer lo que se proponen. Es más, el 77% de los usuarios afirma que YouTube les ayuda a crecer como personas y profesionales.

De hecho, los vídeos de YouTube que contienen en el título la coletilla “How to” tuvieron más de 500 millones de horas de tiempo de reproducción en 2017. Y ahí hay una oportunidad para las marcas. Además de planificar contenidos “Hero” (esos contenidos asombrosos que sirven para demostrar lo cool que eres) y “Hub” (los vídeos que realizas de forma recurrente para permanecer en contacto con tu audiencia), en tu estrategia de marketing en vídeo no puedes dejar de lado los contenidos “Help”.

Aprovecha que para los usuarios el vídeo es una forma especialmente atractiva para aprender. Crea contenidos útiles y de calidad, que muestren el ADN de tu marca, demostrándoles que estás comprometido con su desarrollo personal. Según un estudio reciente de Google, las marcas que contribuyen al aprendizaje y desarrollo de sus seguidores tienen la oportunidad de crear relaciones estrechas y duraderas.

ALGUNOS EJEMPLOS

En España llevamos tiempo viendo cómo dos de las empresas más importantes del país han apostado con mucha fuerza (y éxito) por este camino: Vodafone con su serie “El Futuro Es Apasionante“, y BBVA con “Aprendemos Juntos“. Contenidos con unos valores de producción muy altos en los que lo importante es triangular con temas interesantes para difundir los valores de la marca sin hacer ni una sola mención de sus productos ni sus tarifas. Un 10.

Pero hay ejemplos mucho más sencillos y fáciles de producir: desde los vídeos con recetas que hace Danone hasta los tutoriales sobre como cambiar una rueda de tractor que sube el canal de Michelin. ¿A qué esperas para empezar a generar tu también contenido “Help” en el canal de YouTube de tu empresa?